Entradas

Mostrando entradas de junio, 2018
Imagen
Mi pequeña monstruita 
Mi pequeña monstruita, es así como ella se refiere a sí misma. Se trata de una niña de 5 años, llena de vida, de energía y siempre con una gran sonrisa en su pequeña boca a pesar de haber sido abusada sexualmente por diferentes personas de su entorno. “¡Hola Sheila! ¿A qué vamos a jugar hoy? ¿Yo quiero jugar con la plasti, sabes?” Dice con emoción cada vez que nos vemos. Que fácil parece, ¿verdad? El hacerla olvidar por un rato todo aquello que la atormenta con una bolita de plastilina.
Pero detrás de esa sonrisa pilla y audaz existe una tristeza muy grande y mucho miedo disfrazado de un reto constante y rabia contenida.
Cada vez que viene a terapia, quiere que veamos un libro y, sentada en mis rodillas, me cuenta el cuento leyendo sin leer. Lo cuenta desde su pequeño barquito de papel, que navega a la deriva, sin rumbo ni dirección. A medida que el cuento avanza se agarra más y más fuerte a mí y va transformando su pequeño barquito de papel en un submarino acoraza…